Archivos

Mis propósitos, tus propósitos

Por Carlos Padilla, L.C

Bajar de peso, subir mi promedio, cuidar el sueldo, reconciliarme con la vecina, no enojarme con mi pareja, leer más, facebookear menos, no faltar a misa… Es fin de año y la lista de propósitos se extiende sobre la mesa. Quisiéramos mejorar, estar más satisfechos con nosotros mismos y ser vistos de modo diverso por los demás.

La lista del diciembre pasado se parecía bastante parecida a la de este año ¡pero está vez sí que lo lograré! “Es que me faltó más voluntad, me distraje, no me esperaba ciertas cosas, no planeé tan bien como ahora, no lo anoté…” Buscamos mil pretextos para no derrotarnos 24 horas después de formularnos los propósitos. Pero, ¿hay algún secreto para cumplirlos?En realidad hay una pregunta antes: ¿estos son TUS propósitos? ¿Vienen de tu corazón o de la presión social que sientes? ¿te pertenecen por convicción o los demás te los han impuesto?

Y aún hay una más. La pregunta que me parece más importante es esta: Dios mío ¿estos son TUS propósitos para mí?

Me encanta aquella canción que Mecano escribió para el fin de año: “y hacemos el recuento de lo bueno y malo, cinco minutos antes de la cuenta atrás…” Si nos tomamos ahora cinco minutos para escarbar en la memoria, descubriremos que este año ocurrieron cosas que no estaban planeadas. No tuvimos el control de los hechos, ni pudimos dirigir las circunstancias ¡todo simplemente ocurrió! ¡Sin esperarlo! Lo mismo pasará este año que viene. ¡Tú no tendrás el control!

Dios nos va a sorprender a ti y a mí. Sucederán imprevistos que están muy previstos por la providencia. Tendremos que improvisar, cambiar, reaccionar ante las situaciones que Dios nos pondrá enfrente.

¿Es que acaso es un tirano? ¡No! Es un Padre. Por eso vale la pena que este año mis propósitos sean TUS propósitos Señor.

“Solo Tú sabes lo que me hace falta. Tú tienes grandes planes para mí. Tú estarás ahí cuando te falle y no serás juez de mi cumplimiento sino guía y sostén en mis caídas. No mis propósitos Señor, sino TUS propósitos. No mis planes sino los tuyos sobre mí. Eso es lo que este año me interesa.”

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario