Archivos

  • Home
  • /
  • Author: César Pérez Luzardo LC

Vivir según las bodas de Caná

La liturgia de este domingo está llena de signos que hablan a nuestro corazón y buscan enseñarnos un elemento esencial para recorrer el camino hacia la felicidad. Se nos presenta, ya desde la primera lectura, el matrimonio, signo excelso de la relación que Dios busca tener con nuestra alma. El matrimonio es el culmen de las relaciones humanas,…

En la barca junto a Jesús

Hoy el Evangelio nos presenta al grupo de los apóstoles sobre una barca en el mar de Galilea, llenos de miedo frente a una tempestad que amenaza contra sus vidas. Todos hemos vivido situaciones difíciles y dolorosas, donde nos sentimos desconcertados al comprobar nuestra gran incapacidad para cambiar algunas circunstancias o encontrar una solución inmediata….

Trigo y Cizaña

Este par protagonizan una de las parábolas más conocidas del Evangelio. Actualísimas parábolas. Es cierto que 90 de 100 hombres tenemos una gran propensión, que aumenta con el tiempo, de ser miopes que sólo ven las cizañas del campo: enfocarnos en las sombras del pasado, las carencias del presente, los defectos circundantes… en vez de enfilar…

Percibir su Presencia: examen de conciencia

Dios actúa continuamente en nosotros. Continuamente. ¿Por qué no siempre lo vemos? Percibir su presencia requiere un esfuerzo personal y cotidiano, que logra convertirse en un hábito, del cual proviene un sin fin de buenos frutos: paz interior, seguridad en el caminar, alegría profunda, discernimiento sincero, unión amorosa a su Voluntad. El examen de conciencia desarrolla una sensibilidad que permite con más…

Apología de la «cotidianidad»

La fase más complicada de una relación no es la inicial. Está claro. El tiempo del enamoramiento resulta para todos fascinante: ilusiones, sueños, novedades… ¡Qué maravilla! Mas con el pasar de las hojas del calendario, aparecen un personaje peculiar. Comúnmente se le considera “gran enemigo”, “antónimo de la felicidad”, “destructor de relaciones”: cotidianidad. La sola palabra…

12